jueves, 25 de junio de 2015

Los héroes son para el verano

Llegó el verano, mañana acaban los más pequeños las clases, hoy empiezan los exámenes "de septiembre" en la Universidad de Jaén, en entrecomillado porque ya no hay exámenes en septiembre, la convocatoria es ahora y superes o no las pruebas, los libros no son para el verano, al menos los de texto, y lo son, junto a las bicicletas, las consolas, los móviles…y las piscinas.

Por estas tierras es difícil concebir un verano sin piscina, aunque sea de las desmontables, y aprovecho para volver a pedir prudencia y vigilancia, no han empezado las vacaciones y ya hay dos pequeños que no volverán el próximo curso por haberse ahogado.


Pero donde parece que no llegan las vacaciones es a las noticias. Tenemos las tomas de posesión, los primeros días de los concejales, los pactos, las incongruencias, las promesas incumplidas en una semana… tenemos el “Pánico en Twitter”: los políticos se dedican a borrar sus tuits e incluso a cancelar sus cuentas tras la crisis de reputación en Twitter de Guillermo Zapata y otros cuantos concejales electos, y noticias de la imputada 'asaltacapillas', de las matanzas racistas en Estados Unidos, donde se debate más sobre los permisos a las armas que sobre la mentalidad de esa sociedad respecto al uso de las mismas.

Y en esta estación del año propicia a la cultura nos llegan noticias anticulturales, como que el Estado Islámico siembra de minas las ruinas de Palmira, y por supuesto noticias del deporte rey… futbolistas no nos faltan a cualquier hora, y sin embargo poco sabemos por ejemplo de los 38 héroes anónimos que fueron condecorados el viernes por Felipe VI.

Se deberían desmenuzar y virilizar sus historias, y convertirlos en personajes mediáticos, para que fueran ejemplo para el resto,…porque lo de Neymar en la Copa de América todos lo hemos visto, pero ¿cuántas historias de estos héroes sabríamos enunciar?, ¿sabían que entre ellos está el giennense José López Barneo, premio “Natural de Jaén”, que a quien le mete goles es al Parkinson?.

Queridos oyentes, aprovechen esta nueva estación, y recuerden el proverbio: “Repara tu trineo en el verano, y tu carreta en el invierno”