jueves, 1 de octubre de 2015

¿Autovías con límites constantes?

Por desintoxicar un poco las ondas de la “pasión de catalanes” no les voy a repetir las matemáticas de unas eleciones parlamentarias frente a unas plebiscitarias, si la ley d´Hont favorece a las coaliciones; les voy a hablar de nuestras magníficas carreteras.

Hace un mes estuve en Portugal, en los más de 200 km que van de la frontera entrando por Badajoz, hasta Lisboa, solamente hay un cambio en la limitación de la de velocidad de 120 a 100 cuando se cruza esa autovía con la que recorre Portugal de norte a sur. Así que uno coge el coche a 120 de manera constante durante 200 km. ¿Han pensado cuántos cambios de limitación de la velocidad hay por ejemplo entre Jaén y Granada, en la mitad de esa distancia?

y eso mismo ocurre en cualquiera de nuestras autovías, yendo a Córdoba, entrando a Málaga, incluso en los tramos enormes más llanos y rectos camino de Sevilla o Madrid. Y no sólo eso, para colmo parece que las limitaciones de velocidad no se deban sólo a lo mal trazadas que están las autovías o a la de accesos y salidas inadecuados, sino a ciertos extraños caprichos, como el que sucede viniendo a Jaén desde Granada, en el puerto del carretero, donde desde su origen había una limitación de 120, y años después de poner un radar, y sin ser zona donde hayan aumentado los accidentes, se redujo la limitación de 120 a 100 justo desde unos metros antes del radar, y es evidente que ni ha cambiado el radio o trazado de las curvas, ni la pendiente ni los accesos, simplemente se ha convertido en zona en la que hay que ir 20km por hora más despacio porque hay un  ¿punto de recaudación?.

La verdad es que ya pagamos bastantes impuestos para que las carreteras de esta zona sean mucho peores que las del norte de España ¡de hace 30 años! (y no será porque la orografía de aquí sea peor que la de, por ejemplo, las tierras vascas ) para que encima sean arregladas a base de parches locales. Lo peor es que se controle la velocidad en esos infinitos tramos en los que da la sensación que el disco está puesto para tener un lugar donde poner una máquina de meter la mano en nuestro bolsillo ¿o a ustedes les da la sensación cuando ven un coche radar de que está justo situado pensando en nuestra seguridad?...y como dicen por ahí, y para comprar helicópteros de última tecnología que nos multen con la precisión de ver que hacemos dentro del coche hay dinero, pero para salarios, sanidad o educación hay que apretarse el cinturón. Si mejor es seguir con el tema catalán...